La WWW y las redes sociales

Uno de los aspectos más fascinantes de los últimos años ha sido la proliferación de redes sociales en Internet.

Llama la atención. En tan sólo unos pocos años, FACEBOOK ha alcanzado la friolera de 400 MILLONES DE USUARIOS. ¡Ahí es nada!

Twitter en España no pasa de ser un chat geek para locos por el circo como yo y algunos más. La inmensa mayoría de los que alguna vez se han conectado, lo han probado y ahí se ha quedado. Sólo un 20% del total generamos la información que fluye por portal de microblogging. Pero en el mundo tiene una importante capacidad de link entre profesionales, que a golpe de 140 caracteres señalan cuáles son las tendencias tech del sector. Reuniones de alto nivel, ideas inspiradoras que mueven a las grandes empresas… Tan sólo una línea del gran gurú es capaz de captar la atención de miles de personas directas en un sólo instante; y vía multicanal y multimedio el mensaje se difunde como la pólvora por todo el mundo.

Y lo cierto es que entre ellos tuitear o feisbuquear son sólo una forma más de juego de estrategia. ¿Qué te digo? ¿Qué no te digo? Como decía cierta presentadora: “Y hasta aquí puedo leer“.

Pero en medio de estos dos gigantes de la redes sociales, cae uno de la cuenta que cada día aparece una nueva comunidad virtual con aspiraciones. Hoy es otro “facebook” de increíble éxito en Francia, mañana es otro picotea

Y uno empieza a preguntarse cuál será el límite.

Y empieza a plantearse hasta qué punto la proliferación de redes sociales va a permitir la unión de la red o la va a fragmentar.

Si cada usuario escoge una red, ¿no se está fragmentando la cadena de comunicación?

Sin embargo, lo cierto es que la experiencia demuestra (ampliamente) que un gran número de usuarios se socializan a través de varias redes sociales.

En este contexto, un aspecto que me llama especialmente la atención es cómo ha quedado relegado el papel de la web (incluso está empezando a pasar con el blog) a link entre usuarios.

Desde el origen de Internet la hegemonía de la WWW se ha basado en un estructura de webs. Uno buscaba información en una web. Esto ya no es así. Uno busca información en una red social, entre los comentarios de sus amigos, conocidos, seguidores, etc. De tal forma que de todos estos usuarios sólo algunos son líderes que difunden mensajes de webs y blogs y consiguen generan conversación, mientras que el resto tienen un papel más bien de seguidor. Replican lo que ha iniciado el líder o lo contestan, ofreciendo conversación pero no generándola.

Puede resultar curioso y casi apocalíptico en los tiempos en que Google es el rey. Pero lo cierto es que no es descabellado empezar a pensar que pronto los portales de inicio de los usuarios sean las redes sociales.

Anuncios

Deja un comentario

Archivado bajo Facebook, internet, Twitter, WWW

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s